Pasar al contenido principal

Los médicos y el coronavirus: ¿quién cuida a los que cuidan?

Los médicos y el coronavirus: ¿quién cuida a los que cuidan?

El coronavirus ha matado incluso a profesionales de la salud, jóvenes que (se supone) tenían un sistema inmunológico bastante robusto. La situación obliga hacernos una pregunta: ¿con qué recursos cuentan los médicos para cuidarse?

 

Aunque hay ciertos grupos de personas (como los infantes y los ancianos) que tienen más riesgos que otros de contagiarse con el nuevo brote de coronavirus COVID-19, en realidad nadie está libre de contraerlo.

 

Sin embargo, es sabido que de haber una pandemia, el virus atacará a personas de todos los rangos de edad, e incluso, que en cierta medida es natural que así suceda: la historia se ha encargado de mostrarnos que las infecciones poderosas matan a grandes y chicos.

 

Lo que sí se puede hacer es intentar controlar el virus fortaleciendo las protecciones sanitarias: invirtiendo en recursos humanos y materiales. "El Estado tiene que tener una decisión política de equiparse adecuadamente", aseguró Víctor Soto Cáceres, especialista en epidemiología y magíster en salud comunitaria.

 

"Los Estados deben tomarse en serio que se puede venir una pandemia, por lo tanto, deben capacitar a profesionales, debe definir los lugares y establecimientos donde los posibles pacientes sean hospitalizados o examinados, y deben invertir en materiales", dijo a Sputnik.

 

​Ahora, ¿qué pasa con los médicos? Según los especialistas, no es sorprendente que los profesionales de la salud se hayan infectado y algunos incluso hayan muerto: ellos se encontraban en una situación de especial vulnerabilidad por estar expuestos a un virus del que todavía no se sabe a ciencia cierta si, por ejemplo, puede mutar a una forma más agresiva.

 

Soto Cáceres señaló que los médicos del mundo toman todas las precauciones posibles y usan un equipo de protección completo:

 

- Utilizan máscaras completas o los respiradores N95, que se ajustan más y mejor al rostro que las mascarillas médicas o quirúrgicas. Si están bien colocadas, las mascarillas N95 aseguran un bloqueo de al menos el 95 % de partículas de 0.3 micrones.

- Usan guantes y un traje de bioseguridad.

- Se deben quitar la indumentaria siguiendo un riguroso proceso.

 

El epidemiólogo contó que en Perú, aunque no hay casos de coronavirus, el ministerio de Salud ya tomó algunos resguardos (principalmente en Lima), como elegir los centros hospitalarios donde se atenderá a las personas que tengan un posible diagnóstico de COVID-19: "le van a poner carpas especiales a sus patios, con todas las ventajas, camas, monitores, respiradores, porque no los pueden meter en un hospital general, si no se contagia a todas las poblaciones".

SIGUE CONECTADO