Pasar al contenido principal

Por primera vez en Puebla, dictan prisión preventiva a una mujer por maltrato animal

Por primera vez en Puebla, dictan prisión preventiva a una mujer por maltrato animal

El sábado pasado, se ejecutó la orden de aprehensión en contra de una mujer, quien en 2017, junto con su hijo, mató a varios perros en el municipio de Huejotzingo, informó Sandra Astorga García, presidenta de la asociación civil Amigos de los Mejores Amigos A. C., quien precisó que la inculpada permanecerá tras las rejas hasta el desahogo de la investigación por maltrato animal.

 

En entrevista con Imagen Poblana, la animalista relató que la mujer y su hijo, en ese entonces menor edad, metían a perros a su domicilio, ubicado en dicho municipio, para luego dejarlos sin comida y matarlos a golpes, de acuerdo con relatos de vecinos.

 

La también abogada acotó que desde 2017 se levantó la denuncia correspondiente ante las autoridades; sin embargo, no fue hasta este sábado, después de un largo proceso, cuando se giró la orden de aprehensión en contra de esta mujer, acusada de maltrato animal.

 

Relató que fue este lunes cuando se dio paso a una audiencia de imputación en la Casa de Justicia del municipio de Cholula, en la que se determinó mantener en prisión preventiva a la mujer, específicamente en Huejotzingo, en tanto se establece un resolutivo en aproximadamente dos meses.

 

“En dicha audiencia, que se inició puntual a las 8 de la mañana por la jueza Adriana Jiménez, se formuló imputación por el delito de maltrato animal por hechos cometidos el 11 de junio de 2017. A petición del Ministerio Público se le dictó una prisión preventiva necesaria porque la señora se escondía y se corría el riesgo de que huyera”, agregó.

 

Astorga García puntualizó que en estos dos meses se presentarán más pruebas, específicamente de colonos que se percataron de los hechos, además de un dictamen en medicina veterinaria.

 

Al final, dejó en claro que los inconformes llegarán hasta las últimas consecuencias, es decir, no darán paso a una mediación de solución de conflictos.

 

“Debe haber un precedente en el estado para que quede claro que este tipo de delitos se van a seguir. Es el primer caso donde se logra una prisión preventiva necesaria”.

SIGUE CONECTADO