Pasar al contenido principal

Impuesto a ventas por catálogo no es del agrado de los poblanos

Diversas opiniones entre los poblanos generó la propuesta del Paquete Económico 2020 que recientemente presentó la Secretaría de Hacienda y que contempla un nuevo formato en el cobro de impuestos dirigido a las personas que venden productos por catálogo.

 

La justificación de la dependencia federal es frenar la evasión fiscal al eficientar la retención de impuestos a vendedores de Andrea, Avon, Mary Kay, entre otras marcas, e incluso a plataformas de comida rápida como Rappi, Uber y Sin Delantal.

 

En su participación, el titular de la Secretaría de Hacienda, Arturo Herrera Gutiérrez, explicó que lo que se propone es un esquema de retención, que consiste en determinar el Impuesto Sobre la Renta a pagar sobre la diferencia entre el precio sugerido y el de compra.

 

En este contexto, durante un sondeo llevado a cabo por Imagen Poblana, un grupo de mujeres, en su mayoría amas de casa, criticó la nueva disposición que pretende obligar a las vendedoras de artículos por catálogo a tributar en el Régimen General de Personas Físicas con Actividad Empresarial.

 

 

“Yo opino que no está bien porque a la empresa ya le están cobrando un impuesto (…). Considero que es una forma de cobrar un doble impuesto, entonces yo creo que este nuevo impuesto sí repercutirá a las mujeres dedicadas a esta actividad”, señaló una de las mujeres abordadas por esta casa editorial.

 

Asimismo, una ama de casa y dedicada a comercializar dulces típicos en el centro histórico, consideró que con el pago de un impuesto se irán las ganancias de las mujeres y hombres dedicados a la venta por catálogo de zapatos, ropa, artículos de belleza, entre otros.

 

De igual manera, otra mujer dedicada a la venta de zapatos y productos de belleza por catálogo rechazó dicho pago y afirmando que las ganancias por estos productos no son altas, incluso, en ocasiones los clientes rechazan los artículos por algún tipo de desperfecto o porque sencillamente ya no lo desean.

 

En contraste, una joven opinó que la medida es buena porque los involucrados contribuirán a la actividad económica del país.

 

“Considero que está bien porque al final de cuentas están comercializando un producto. Sucede que otros vendedores pagan impuesto, entonces con todos debe ser de la misma manera”, acotó.

LO MÁS VISTO

SIGUE CONECTADO